Problemáticas actuales y nuevas fronteras del los medios de impugnación nacionales e internacionales. Relatorìa Nacional

Pistone, P.; Munoz, M.; Castro, J.; Duran, M.; Fernandez, A.;

Risultato della ricerca: Chapter

Abstract

El proceso tributario es un proceso fundado en la impugnación de actos que se caracteriza por el impulso por parte del contribuyente. El juicio empieza con la impugnación de actos emanados por la Administración financiera, dentro de plazos establecidos so pena de caducidad. Esta centralidad del acto impugnable ha condicionado la reconstrucción jurídica del proceso tributario, como juicio fundado en la impugnación-mérito. Esta expresión subraya que el proceso tributario siempre inicia con la impugnación de actos que constituyen un números clausus taxativamente indicado por ley: el interés del contribuyente está condicionado al contenido del acto y la existencia del mismo acto constituye la condición necesaria para instaurar una acción legal contra del Estado. Con la expresión “juicio de mérito” se hace también referencia al hecho que el proceso, aunque se fundamenta en la impugnación de un acto emanado por la Administración financiera, está dirigido, en realidad, a comprobar, dentro de los limites de los motivos por los cuales se ha recurrido, la obligación tributaria a la que se refiere el acto impugnado. En consecuencia, el juicio tributario se diferencia del juicio de impugnación-anulación (se trata típicamente del juicio contencioso administrativo), porque no tiene como objeto (sólo) la anulación del acto impugnado por vicios de legitimidad (es decir, por falta de unos de los requisitos formales del acto establecidos por la ley so pena de nulidad), sino también la comprobación “del mérito” de la exactitud de la obligación tributaria establecida en el acto. Después de esta comprobación, en el caso de estimación del recurso, se produce una sentencia del juez sobre el an y quantum debeatur, previa anulación total o parcial del acto por ser infundado. De esta reconstrucción se desprenden algunos corolarios: en primer lugar, el hecho que el objeto del juicio se circunscribe a los motivos de impugnación contenidos en el recurso, dado que ni el demandante ni la parte demandada pueden plantear al juez asuntos ajenos al acto impugnado. Además, el demandante, según la jurisprudencia, no puede oponer a la reclamación un crédito que tiene con la Administración tributaria, con la consecuencia que no se admite la demanda de reconvención. De la naturaleza del proceso tributario se deriva que el contribuyente no puede, en ausencia de un acto, actuar antes del juez para obtener una sentencia de “comprobación en negativo”, que declare la inexistencia de la obligación tributaria: este tipo de comprobación no se puede ejercer tampoco ante el juez ordinario.
Lingua originaleItalian
Titolo della pubblicazione ospiteMemorias de las XXIX Jornadas Latinoamericanas de Derecho Tributario
Pagine425-433
Numero di pagine9
VolumeII
Stato di pubblicazionePublished - 2016

Cita questo

Pistone, P.; Munoz, M.; Castro, J.; Duran, M.; Fernandez, A.; (2016). Problemáticas actuales y nuevas fronteras del los medios de impugnación nacionales e internacionales. Relatorìa Nacional. In Memorias de las XXIX Jornadas Latinoamericanas de Derecho Tributario (Vol. II, pagg. 425-433)

Problemáticas actuales y nuevas fronteras del los medios de impugnación nacionales e internacionales. Relatorìa Nacional. / Pistone, P.; Munoz, M.; Castro, J.; Duran, M.; Fernandez, A.;.

Memorias de las XXIX Jornadas Latinoamericanas de Derecho Tributario. Vol. II 2016. pag. 425-433.

Risultato della ricerca: Chapter

Pistone, P.; Munoz, M.; Castro, J.; Duran, M.; Fernandez, A.; 2016, Problemáticas actuales y nuevas fronteras del los medios de impugnación nacionales e internacionales. Relatorìa Nacional. in Memorias de las XXIX Jornadas Latinoamericanas de Derecho Tributario. vol. II, pagg. 425-433.
Pistone, P.; Munoz, M.; Castro, J.; Duran, M.; Fernandez, A.;. Problemáticas actuales y nuevas fronteras del los medios de impugnación nacionales e internacionales. Relatorìa Nacional. In Memorias de las XXIX Jornadas Latinoamericanas de Derecho Tributario. Vol. II. 2016. pag. 425-433
Pistone, P.; Munoz, M.; Castro, J.; Duran, M.; Fernandez, A.;. / Problemáticas actuales y nuevas fronteras del los medios de impugnación nacionales e internacionales. Relatorìa Nacional. Memorias de las XXIX Jornadas Latinoamericanas de Derecho Tributario. Vol. II 2016. pagg. 425-433
@inbook{275e79822a554d26b49a32978e7bd6f7,
title = "Problem{\'a}ticas actuales y nuevas fronteras del los medios de impugnaci{\'o}n nacionales e internacionales. Relator{\`i}a Nacional",
abstract = "El proceso tributario es un proceso fundado en la impugnaci{\'o}n de actos que se caracteriza por el impulso por parte del contribuyente. El juicio empieza con la impugnaci{\'o}n de actos emanados por la Administraci{\'o}n financiera, dentro de plazos establecidos so pena de caducidad. Esta centralidad del acto impugnable ha condicionado la reconstrucci{\'o}n jur{\'i}dica del proceso tributario, como juicio fundado en la impugnaci{\'o}n-m{\'e}rito. Esta expresi{\'o}n subraya que el proceso tributario siempre inicia con la impugnaci{\'o}n de actos que constituyen un n{\'u}meros clausus taxativamente indicado por ley: el inter{\'e}s del contribuyente est{\'a} condicionado al contenido del acto y la existencia del mismo acto constituye la condici{\'o}n necesaria para instaurar una acci{\'o}n legal contra del Estado. Con la expresi{\'o}n “juicio de m{\'e}rito” se hace tambi{\'e}n referencia al hecho que el proceso, aunque se fundamenta en la impugnaci{\'o}n de un acto emanado por la Administraci{\'o}n financiera, est{\'a} dirigido, en realidad, a comprobar, dentro de los limites de los motivos por los cuales se ha recurrido, la obligaci{\'o}n tributaria a la que se refiere el acto impugnado. En consecuencia, el juicio tributario se diferencia del juicio de impugnaci{\'o}n-anulaci{\'o}n (se trata t{\'i}picamente del juicio contencioso administrativo), porque no tiene como objeto (s{\'o}lo) la anulaci{\'o}n del acto impugnado por vicios de legitimidad (es decir, por falta de unos de los requisitos formales del acto establecidos por la ley so pena de nulidad), sino tambi{\'e}n la comprobaci{\'o}n “del m{\'e}rito” de la exactitud de la obligaci{\'o}n tributaria establecida en el acto. Despu{\'e}s de esta comprobaci{\'o}n, en el caso de estimaci{\'o}n del recurso, se produce una sentencia del juez sobre el an y quantum debeatur, previa anulaci{\'o}n total o parcial del acto por ser infundado. De esta reconstrucci{\'o}n se desprenden algunos corolarios: en primer lugar, el hecho que el objeto del juicio se circunscribe a los motivos de impugnaci{\'o}n contenidos en el recurso, dado que ni el demandante ni la parte demandada pueden plantear al juez asuntos ajenos al acto impugnado. Adem{\'a}s, el demandante, seg{\'u}n la jurisprudencia, no puede oponer a la reclamaci{\'o}n un cr{\'e}dito que tiene con la Administraci{\'o}n tributaria, con la consecuencia que no se admite la demanda de reconvenci{\'o}n. De la naturaleza del proceso tributario se deriva que el contribuyente no puede, en ausencia de un acto, actuar antes del juez para obtener una sentencia de “comprobaci{\'o}n en negativo”, que declare la inexistencia de la obligaci{\'o}n tributaria: este tipo de comprobaci{\'o}n no se puede ejercer tampoco ante el juez ordinario.",
author = "{Pistone, P.; Munoz, M.; Castro, J.; Duran, M.; Fernandez, A.;} and Daria Coppa",
year = "2016",
language = "Italian",
isbn = "978-99974-65-17-7",
volume = "II",
pages = "425--433",
booktitle = "Memorias de las XXIX Jornadas Latinoamericanas de Derecho Tributario",

}

TY - CHAP

T1 - Problemáticas actuales y nuevas fronteras del los medios de impugnación nacionales e internacionales. Relatorìa Nacional

AU - Pistone, P.; Munoz, M.; Castro, J.; Duran, M.; Fernandez, A.;

AU - Coppa, Daria

PY - 2016

Y1 - 2016

N2 - El proceso tributario es un proceso fundado en la impugnación de actos que se caracteriza por el impulso por parte del contribuyente. El juicio empieza con la impugnación de actos emanados por la Administración financiera, dentro de plazos establecidos so pena de caducidad. Esta centralidad del acto impugnable ha condicionado la reconstrucción jurídica del proceso tributario, como juicio fundado en la impugnación-mérito. Esta expresión subraya que el proceso tributario siempre inicia con la impugnación de actos que constituyen un números clausus taxativamente indicado por ley: el interés del contribuyente está condicionado al contenido del acto y la existencia del mismo acto constituye la condición necesaria para instaurar una acción legal contra del Estado. Con la expresión “juicio de mérito” se hace también referencia al hecho que el proceso, aunque se fundamenta en la impugnación de un acto emanado por la Administración financiera, está dirigido, en realidad, a comprobar, dentro de los limites de los motivos por los cuales se ha recurrido, la obligación tributaria a la que se refiere el acto impugnado. En consecuencia, el juicio tributario se diferencia del juicio de impugnación-anulación (se trata típicamente del juicio contencioso administrativo), porque no tiene como objeto (sólo) la anulación del acto impugnado por vicios de legitimidad (es decir, por falta de unos de los requisitos formales del acto establecidos por la ley so pena de nulidad), sino también la comprobación “del mérito” de la exactitud de la obligación tributaria establecida en el acto. Después de esta comprobación, en el caso de estimación del recurso, se produce una sentencia del juez sobre el an y quantum debeatur, previa anulación total o parcial del acto por ser infundado. De esta reconstrucción se desprenden algunos corolarios: en primer lugar, el hecho que el objeto del juicio se circunscribe a los motivos de impugnación contenidos en el recurso, dado que ni el demandante ni la parte demandada pueden plantear al juez asuntos ajenos al acto impugnado. Además, el demandante, según la jurisprudencia, no puede oponer a la reclamación un crédito que tiene con la Administración tributaria, con la consecuencia que no se admite la demanda de reconvención. De la naturaleza del proceso tributario se deriva que el contribuyente no puede, en ausencia de un acto, actuar antes del juez para obtener una sentencia de “comprobación en negativo”, que declare la inexistencia de la obligación tributaria: este tipo de comprobación no se puede ejercer tampoco ante el juez ordinario.

AB - El proceso tributario es un proceso fundado en la impugnación de actos que se caracteriza por el impulso por parte del contribuyente. El juicio empieza con la impugnación de actos emanados por la Administración financiera, dentro de plazos establecidos so pena de caducidad. Esta centralidad del acto impugnable ha condicionado la reconstrucción jurídica del proceso tributario, como juicio fundado en la impugnación-mérito. Esta expresión subraya que el proceso tributario siempre inicia con la impugnación de actos que constituyen un números clausus taxativamente indicado por ley: el interés del contribuyente está condicionado al contenido del acto y la existencia del mismo acto constituye la condición necesaria para instaurar una acción legal contra del Estado. Con la expresión “juicio de mérito” se hace también referencia al hecho que el proceso, aunque se fundamenta en la impugnación de un acto emanado por la Administración financiera, está dirigido, en realidad, a comprobar, dentro de los limites de los motivos por los cuales se ha recurrido, la obligación tributaria a la que se refiere el acto impugnado. En consecuencia, el juicio tributario se diferencia del juicio de impugnación-anulación (se trata típicamente del juicio contencioso administrativo), porque no tiene como objeto (sólo) la anulación del acto impugnado por vicios de legitimidad (es decir, por falta de unos de los requisitos formales del acto establecidos por la ley so pena de nulidad), sino también la comprobación “del mérito” de la exactitud de la obligación tributaria establecida en el acto. Después de esta comprobación, en el caso de estimación del recurso, se produce una sentencia del juez sobre el an y quantum debeatur, previa anulación total o parcial del acto por ser infundado. De esta reconstrucción se desprenden algunos corolarios: en primer lugar, el hecho que el objeto del juicio se circunscribe a los motivos de impugnación contenidos en el recurso, dado que ni el demandante ni la parte demandada pueden plantear al juez asuntos ajenos al acto impugnado. Además, el demandante, según la jurisprudencia, no puede oponer a la reclamación un crédito que tiene con la Administración tributaria, con la consecuencia que no se admite la demanda de reconvención. De la naturaleza del proceso tributario se deriva que el contribuyente no puede, en ausencia de un acto, actuar antes del juez para obtener una sentencia de “comprobación en negativo”, que declare la inexistencia de la obligación tributaria: este tipo de comprobación no se puede ejercer tampoco ante el juez ordinario.

UR - http://hdl.handle.net/10447/231726

M3 - Chapter

SN - 978-99974-65-17-7

VL - II

SP - 425

EP - 433

BT - Memorias de las XXIX Jornadas Latinoamericanas de Derecho Tributario

ER -